desayuno ideal para los niños

Cuál es el mejor desayuno para los niños

El desayuno de los niños es la comida más importante del día. Es de suma importancia darles alimentos saludables y que formen parte de una dieta equilibrada. La leche, la fruta o el zumo son algunos de los componentes básicos que deben incluirse en el desayuno para los niños ya que aportan las vitaminas y minerales, necesarias para su correcto crecimiento y desarrollo.

El problema viene cuando no todo el mundo conoce cuáles son los mejores alimentos para darle a los pequeños e incluso en muchas ocasiones los alimentos “buenos” los sustituyen por los que contienen azúcar y grasas trans, que de ninguna manera le brindan beneficios a los niños.

Importancia de un desayuno saludable para los niños

Acorde al Ministerio de Sanidad y Consumo de España, sólo el 7.5% de los niños españoles desayunan de manera correcta, por lo que es importante informarse y corregir los malos hábitos para poco a poco ir modificando la dieta de los pequeños.

Actualmente muchas personas creen que un vaso de leche y una ración de cereales industriales, bollería o galletas, son suficientes para que los niños se alimenten de forma correcta a primera hora del día. Acorde a especialistas en nutrición este tipo de alimentos procesados, son altamente azucarados y nada saludables. El abuso de estos incluso puede llegar a generar problemas más graves a futuro, como la obesidad infantil.

Aunado a esto las consecuencias de una mala alimentación van relacionadas con la falta de energía y vitalidad para afrontar las actividades del día a día. Además un desayuno no adecuado, provocará que los niños sientan a media mañana mucha hambre y la necesidad de un aporte energético, que probablemente podrán encontrar en productos con mucha azúcar, ácidos grasos y altos índices calóricos.

Alternativas de alimentos saludables para los niños

Ahora que conocemos la importancia de huír de los alimentos procesados, debemos transmitirles estos conocimientos a los niños y evitar en ellos los malos hábitos de alimentación.

El desayuno ideal para los pequeños debe constituirse por alimentos con nutrientes necesarios para su desarrollo, como:

  • Lácteos: leche, yogur y/o queso.
  • Grasas naturales: margarina o aceite de oliva.
  • Hidratos de carbono: pan integral.
  • Frutas: o zumos.
  • Otros: miel, jamón york, mermelada.

Lo ideal es que incluyas en la dieta de los niños, al menos 3 de los alimentos que mencionamos en el listado anterior. Así lograrás una dieta equilibrada que contribuirá a brindarles la energía y fuerza necesaria para llevar  a cabo sus actividades escolares.

Si desde temprana edad se educa a los pequeños a consumir alimentos saludables, será mucho más fácil que lo sigan haciendo año tras año, su organismo se acostumbrará y les exigirá un buen desayuno continuamente.

Propuestas de desayunos para los niños

Si queremos cuidar la salud de los niños y alejarlos de los productos que dañan su salud, te recomendamos elaborar el desayuno tu mismo, con recetas prácticas y saludables para eliminar  los productos colmados de azúcar, sal, grasas trans y otros componentes de mala calidad.

Para reemplazar los bollos industriales

Alternativas que podemos hacer de forma fácil en casa para sustituir los panes industriales:

  • Cookies de avena y plátano: el plátano posee energía, minerales y vitaminas, y la masa de las cookies contiene grasas de calidad y fibra, ideales para un desayuno nutritivo.
  • Muffins de plátano y avena: sin azúcar añadido, y con mucha fibra, así como con fruta fresca en su interior estos muffins serán los favoritos de tus niños.
  • Tostadas con huevo: puedes preparar una tostada con un chorrito de aceite y huevos o incluso añadirle una pasta elaborada a base de aguacate y leche.
  • Pan de molde integral de avena: lo puedes acompañar con cremas de cacao naturales o frutos secos.

Para sustituir los cereales industriales:

Platos que podemos hacer para que nuestros pequeños puedan sustituir los cereales industriales:

  • Avena con plátano y leche: un plato con grasas sanas y fibra, que además incluye todos los nutrientes que aporta la leche.
  • Yogur con granola y fruta: puedes elegir alguna fruta como la manzana o la pera, añadirle granola casera crujiente y acompañar con un vaso de leche o yogur.
  • Yogur con avena y piña:  una opción muy saludable y sabrosa para los más pequeños de la casa.
  • Porridge con mango caramelizado: es una buena opción si queremos un plato templado para el desayuno. Recomendable sobre todo para la temporada de frío.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *