Cómo debemos tratar el acoso escolar

Niño sufriendo acoso escolar

Aunque todos los niños ya estén de vacaciones hay un tema que está presente en la vida de algunos de ellos, el acoso escolar o bullying, un problema que no se trata de bromas entre niños sino que puede convertirse en algo muy serio que puede influir en su conducta. ¿Cómo podemos llevar este tema con nuestros hijos?

Lo más importante es que los niños sean quienes hablen, por eso debe haber una buena comunicación entre nuestros hijos y nosotros como padres o madres y comenzar comunicando el hecho al centro formativo para cortar la situación

¿Qué hacer ante el acoso escolar?

Si nuestro hijo o hija no nos comenta lo que le está pasando pero hemos apreciado cambios, vemos que está triste o preocupado pero no sabemos qué le pasa, lo que debemos hacer es escuchar cómo se siente sin juzgarlo en ningún momento. En caso de que nos diga que se ha peleado en el colegio o que le han pegado no hay que recriminarle porque si vuelve a suceder, la próxima vez no nos dirá nada.

Es aconsejable que como padres y madres hablemos de manera periódica con el profesor o el tutor, pero no solo sobre su desempeño en los estudios sino también de su comportamiento. Es necesario saber si se lleva bien con los compañeros, si es introvertido o extrovertido o si tiene alguna clase de problema con ellos o de otros cursos y se está produciendo acoso escolar.

Si finalmente tras una charla vemos que hay un problema hay que tratar de hablar con el profesor o tutor y con el niño o niña, para intentara esclarecer qué es lo que sucede.

En caso de detectar acoso escolar nunca hay que menospreciar los percances que nuestro hijo o hija pueda sufrir en la escuela y prestarle atención y consejo siempre. Nunca debemos pensar que son cosas de niños y que se pasará con el tiempo porque puede convertirse en un problema que irá a más.

Esta situación no debe hacer que el niño pierda el curso, debemos apoyarle en todo, incluso llevándolo a clases particulares. Hay que intentar que el niño se sienta cómodo cuando charle con nosotros, porque seguro que necesita quien le escuche y le ayude.

Para finalizar, no debemos dudar en llevarle a un psicólogo u orientador para que reciba ayuda terapéutica si lleva sufriendo mucho tiempo el acoso escolar. Esto le servirá de gran ayuda y evitará que pueda desarrollar un trastorno psicológico en el futuro a causa de esta incómoda situación que afecta a muchos niños en todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *