Los niños y los errores

niños

Todas las personas adultas sabemos que la vida es una prueba constante y que nadie nace aprendido. Muchas de las cosas que sabemos las hemos aprendido estudiando, pero otras a base de prueba y error. Esto es algo que también le pasará a los niños, quienes deben aprender de sus errores.

Como mamás o papás siempre queremos lo mejor para nuestros hijos y les educamos de la mejor forma posible. A veces, es mejor dejar que sean los niños los que se equivoquen como forma de desarrollo. De esta forma aprenderán de sus propios errores, algo que les será muy útil en su infancia y desarrollo.

Esto es un gesto muy importante que no hay que dejar de tener presente porque tiene muchos beneficios. Los peques podrán lidiar mejor con la frustración y aprenderán a ser resolutivos y a la mejor solución para cada problema. ¿O tú no aprendiste también así muchas cosas en tu infancia?

Dejar que los niños se equivoquen y aprendan la lección

Se trata de lecciones que no se produce solo en la infancia sino que nos acompañará durante nuestra vida. Seguro que tú, al igual que yo, también sigue aprendiendo cosas a base de cometer errores. Es algo normal, lógico y por lo que todo el mundo debe pasar.

Por ejemplo, cuando dejamos que sean los niños quienes tomen determinada decisión, ellos aprenderán. Se verán obligados a reaccionar y a cumplir con la premisa de ensayo y error para que puedan hacer las cosas correctamente.

Los niños tienen una estupenda capacidad para resolver problemas, sobre todo de forma creativa. No hay que olvidarse que son muy curiosos por naturaleza y siempre están descubriendo nuevas cosas. Su mente está en plena efervescencia y seguro que no tardarán en encontrar alguna solución al problema que se les plantea. Por esa razón, no hay que impedir que puedan desarrollar esta curiosidad que tanto les caracteriza.

Además, a medida que vayan resolviendo problemas y diferentes situaciones irán desarrollándose. Esto es parte fundamental del aprendizaje, para que los niños puedan tener más confianza en sí mismos. Esto es algo que les ayudará mucho en su desarrollo y también en la vida.

Por otro lado, los niños también aprenderán a ser perseverantes. Es otra de las grandes características que todo el mundo debería tener muy presente en sus vidas. Descubrirán que solo se consiguen las cosas con esfuerzo, siendo un valor muy importante.

Conociendo esto… ¿vas a limitar las capacidades de tu hijo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *