Hijos con problemas en la escuela

hijos y problemas en la escuela

Como madres y padres debemos estar atentos a las señales que nuestro hijo nos transmite. A veces lo hace indirectamente y es algo que debemos saber interpretar. ¿Cómo podemos saber que nuestros hijos tienen problemas en la escuela? En este artículo queremos compartir contigo algunas señales que pueden revelar esa situación.

Cuando los niños comienzan a ir a la escuela pueden tener o no tener problemas. Puede ser con los compañeros, con los estudios o de cualquier otra índole. Esto hace que les afecte en su desarrollo, no solo el académico, sino también en el emocional.

Señales de que nuestros hijos tienen problemas en la escuela

Cuando notamos que tienen un cambio de actitud hacia la escuela, puede ser una clara señal. Es normal que le guste alguna asignatura más que otra, pero que de repente no quiera ir, es uno de los síntomas. En caso de observar un cambio radical en cuanto a su actitud hay que comenzar a sospechar.

Si tienen problemas con los compañeros no querrán ir a la escuela. Puede que por bullying o porque tenga gafas, por la ropa, brackets, etc., y se rían de él. Si es con los estudios, es lógico que muestre aburrimiento dado que puede no llegar a comprender determinada asignatura. Es necesario abordar estos temas cuanto antes para poder ayudarle.

Otra posible señal es que los hijos tengan problemas para conciliar el sueño o se despiertan más de lo habitual. No hay que ser alarmistas porque puede que el problema o preocupación no tenga que ver con la escuela. Puede que esté presionado por sus progenitores debido a las notas.

Los problemas para comer también pueden ser otra señal, sobre todo si tiene pérdida de apetito o si come demasiado. En este caso, los trastornos alimenticios deben ser tomados muy en serio porque pueden derivar en problemas de salud.

Debemos abordar este tema rápidamente y si es necesario con la ayuda de un profesional. Seguro que no te gustaría que tus hijos sufrieran alguna clase de trastorno que les condicione la vida.

Finalizamos con otra posible señal que puede revelar problemas en la escuela, el mal comportamiento. Que se porten mal tanto en la escuela como en casa, es otro mensaje. Es una forma de desviar la atención sobre los problemas académicos o de llamar la atención avisando que tienen problemas.

Sea como sea, debemos prestar siempre mucha atención a los mensajes que nos envían indirectamente. A veces no se atreverán a hablarlo y no por ello se les debe dejar de ayudar, ¿no crees?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *